El café

El café

El café recién hecho, cuando está bien preparado, es un auténtico regalo para el paladar, también es un aromatizante perfecto para muchos postres deliciosos.

La planta del café es un arbusto perenne con fruto de color rojo que proviene de los países árabes y, aparte de la España musulmana, fue descubierta por los europeos en el siglo XVII. Se hizo rápidamente popular y las plantaciones de café pronto se extendieron en muchas colonias tropicales.

Cada una de las bayas de la planta del café tiene dos semillas gemelas y éstas, fermentadas, lavadas y desecadas, son los granos de café, conocidos antes de su proceso de tostado como café verde. Los granos de café de calidad superior se tuestan y se venden, ya sea enteros o previamente molidos. Las variedades menos delicadas, llamadas robustas, se utilizan para la fabricación de café instantáneo.

Es mejor comprarlo en las tiendas especializadas, pero lo que importa es la calidad de la marca que garantiza su tueste y su envasado. Una vez abierto, el café envasado al vacío debe conservarse en un recipiente hermético, preferentemente lejos de la luz. Lo mejor es utilizar el grano dentro de las tres semanas siguientes a su adquisición. Utilice el café molido durante la misma semana en que se haya molido o se haya abierto el envase.

Scroll To Top